Rap asfáltico: Nuevas y mejores soluciones para las calles de tierra del distrito

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Además del entoscado de más de 2200 arterias durante la primera mitad del mandato del intendente Arturo Rojas, la Secretaría de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos se aboca, actualmente, a la intervención de las arterias principales con cerca de 4 mil toneladas de pavimento asfáltico reciclado.

En los dos primeros años de gestión del intendente Arturo Rojas, y con la refuncionalización del Ente Vial Rural, ahora, abocado también a tareas en los cascos urbanos de Necochea y Quequén, el municipio pudo concretar el entoscado de unas 2200 calles de tierra, revirtiendo una situación que era reclamo permanente de miles de vecinos.

Buscando mejorar aún más ese servicio, desde hace algunos meses y con la asunción de Adrián Furno al frente de la Secretaría de Planeamiento, Obras y Servicio Públicos, la comuna optó por comenzar un proceso que traerá nuevas soluciones al problema del polvillo suspendido que se genera luego de grandes períodos de sequía, como ocurrió en el último mes del pasado año.

Gracias al aporte de la Dirección de Vialidad provincial, que proveerá a la dependencia con cerca de 4 mil toneladas de pavimento asfáltico reciclado (Rap, por sus siglas en inglés) recuperados de las obras que se ejecutan en las rutas del distrito, la maquinaria municipal trabaja en un plan de desarrollo que tiene como principal criterio abarcar, primero, las arterias linderas a las instituciones educativas, los recorridos del transporte de pasajeros, las oficinas públicas o los centros de salud y algunos sectores con alta transitabilidad de vehículos, que ya están identificados luego de numerosos estudios realizado por el área.

Hasta el momento, las calles ya intervenidas con el asfalto reciclado son la 77 de 36 a 42 y de 42 a 46, la 36 de 75 a 77, la 38 de 75 a 77, la 44 de 77 a 79, la 56 de 81 a 83, la 53 de 74 a 76, la 527 de 550 a 554 y la Avenida 58 de 81 a 91. Además, también se desarrolló el operativo en 523, 525, 527 y 529, desde 502 hacia 504, y en 26 de 99 a 101.

“Se está colocando con una motoniveladora y el equipo de compactación”, detalló Furno sobre el accionar, destacando que “la idea es seguir con el plan paulatinamente a medida que vayamos consiguiendo el material, avanzando en las avenidas y arterias principales”.

En este plano, figuran entre las futuras calzadas a mejorar las calles 106 de 59 a 75, 82 de 63 a 75, 566 de 531 a 519, 77 de 46 a 58, 56 de 75 a 81, 543 de 502 a 504 y 504 de 541 a 543, además de las avenidas 43 de 74 a 86, 502 de 541 a 543, 531 de 542 a 550 y 531 de 554 a 578.

El Rap está compuesto por materiales removidos del asfalto que, gracias a los agregados pétreos, pueden ser sometidos a un nuevo procesamiento y aplicarse en proyectos de reconstrucción o rehabilitación de estructuras. Este método permite reutilizar el ciento por ciento del pavimento dañado y disminuye los costos de mantenimiento vial en un 40%, según informaron desde la Secretaría.


Foto1 y Foto2