COMPARTIR

Desde Ordenamiento Urbano y Fiscalización, Walter Calabretta trazó un balance positivo de lo encargado por el intendente Rojas y los operativos conjuntos realizados en consecuencia. “La función de prevención por el “Último Primer Día” se está cumpliendo y estamos muy conformes”, expresó el funcionario.

De acuerdo a lo encomendado por el intendente Arturo Rojas, y tal como había sido coordinado por la Municipalidad en conjunto con fuerzas de seguridad, se llevaron a cabo operativos de carácter preventivo respecto al festejo del Último Primer Día de alumnos secundarios, los cuales tuvieron resultados satisfactorios.

Acerca de ello, se refirió el subsecretario de Ordenamiento Urbano y Fiscalización, Walter Calabretta, quien indicó que “arrancamos domingo y lunes con clausura de locales por expendio de bebidas alcohólicas por fuera del horario permitido y anoche fue más larga la jornada en el sentido de que tuvimos clausura de algunos boliches”.

Puntualizó al respecto que “uno fue en la zona del puerto, donde encontramos menores y una cierta resistencia en principio del dueño en reconocer que él era el responsable del lugar, pero se procedió de acuerdo a derecho, se llamó a los padres a que fueran a retirar a los menores y se clausuró el lugar”.

El funcionario añadió que de la misma manera se procedió en un local en la zona del Parque y en otro en pleno centro de la ciudad, al tiempo que “hubo algunas denuncias por ruidos molestos en casas particulares, adonde fuimos y se logró que se quedaran tranquilos”.

Respecto a la mañana de este miércoles, Calabretta refirió que “para contener a los adolescentes que entraban a los establecimientos escolares se hicieron también procedimientos preventivos desde Defensa Civil y la Dirección de Coordinación de Políticas de Seguridad en conjunto con la Policía Departamental. Todo estuvo controlado y se cumplió con la función que nos encomendó el intendente de prevenir, así que estamos muy satisfechos”.

Por su parte, el director de Control Urbano, Julián Zugazúa, quien fue parte activa de todos los operativos, indicó que “también estuvimos en un salón en avenida 74, donde constatamos presencia de menores en un salón de fiestas que funciona al fondo del establecimiento después de que no se nos permitiera el acceso”.

Allí, explicó el funcionario que “se clausuró la fiesta y se labró un acta de infracción, con la colaboración de personal de Comisaría Tercera y DDI”.

Asimismo, Calabretta confirmó que hoy continúan los mismos operativos por la noche. “Toda comunicación de prevención que se ha tenido con locales bailables o clubes de barrio ha dado resultados, porque en algunos casos que ya habían sido alquilados, ante los requerimientos nuestros devolvieron la seña a los adolescentes y suspendieron las actividades, así que la función de prevención se está cumpliendo y estamos muy conformes”, aseguró.

Se adjunta AUDIO y FOTO