COMPARTIR

Personal de Servicios Públicos culminó con las tareas de hormigonado en las placas de asfalto extraídas en la intersección de calles 521 y 550. Además se pintaron cordones y rampas de accesibilidad.

Cerca del mediodía culminaron las primeras tareas de hormigonado en la intersección de las calles 521 y 550 en Quequén, puntapié inicial del plan de bacheo que se programa para la localidad, comenzando a dar soluciones a una problemática que se arrastra desde hace años y que, otrora, era desatendida ante cada reclamo vecinal.

Luego de proceder ayer a la rotura de las placas dañadas y a la preparación de la base de suelo cemento, las cuadrillas de la Dirección de Servicios Públicos realizaron esta mañana labores de rellenado de la superficie para brindar una reparación duradera a los dos tramos afectados de la esquina.

Al respecto, Ariel Rodríguez, titular del área encargada de los trabajos con la coordinación de la Secretaría de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos, confirmó que, tanto en la 521 como en el tramo de 550 entre 521 y 523, “ya está todo hormigonado”.

Asimismo, señaló sobre la finalización de la obra que “mañana, de acompañar las condiciones climáticas, estaremos tomando las juntas para que las calles queden habilitadas al tránsito a partir del próximo lunes, de no mediar ninguna complicación”.

 

Foto 1 y Foto 2