COMPARTIR

La Dirección de Control Urbano, en un trabajo conjunto con la DDI local, realizan fuertes operativos nocturnos para evitar la venta de bebidas alcohólicas, además de comenzar a trabajar en programas de prevención.

La venta de bebidas alcohólicas fuera de los horarios establecidos por las normativas municipales y provinciales ha sido una práctica que han adoptado distintos comercios y que cobró mayor fuerza en los últimos tiempos. Por ello, desde el área de Comercio de la Dirección de Control Urbano se comenzaron a realizar operativos nocturnos en distintas zonas de la ciudad.

En conjunto con la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI), y con el objetivo de reducir, y terminar erradicando, esta problemática, desde hace algunos días se trabaja fuertemente en tareas de prevención e inspección.

A finales de la semana pasada, desde el área procedieron a la clausura de un local situado en la esquina de calles 87 y 8 que se encontraba expendiendo bebidas fuera del horario establecido por ley.

Además, en 81 entre 2 y 4, otro comercio fue cerrado, en este caso por no contar con Certificado ReBA, que es la documentación exigida por la Provincia de Buenos Aires para autorizar la comercialización.

Vale destacar que estos operativos continuarán realizándose a lo largo de toda la temporada estival, cuando la demanda de bebidas está en aumento, mientras se comienza a planificar un control regular para el resto del año y el verano próximo.

 

Foto1