COMPARTIR

Se realizarán charlas gratuitas y abiertas a la comunidad durante octubre en el hall del Hospital Iruzun de Quequén. Tienen por objetivo difundir las actividades que se realizan en el nosocomio y concientizar a la población sobre la importancia de realizar controles para la detección precoz de patologías mamarias

La Subsecretaría de Salud, a cargo del Dr. Pedro Barrientos, da a conocer  el cronograma de actividades educativas que, abiertas a la comunidad gratuitamente,  tendrán lugar en el hall de entrada del Hospital José Irurzun de Quequén, sobre la prevención y concientización para evitar el Cáncer de Mama.

A través de un trabajo interdisciplinario, las mismas son destinadas a promocionar la detección temprana de tumores mamarios, en el marco de la Campaña de Prevención del Cáncer de Mama.

Serán cuatro charlas que se desarrollarán durante el mes de octubre, a partir de la hora 9 en todas las ocasiones:

 

  • Martes 3: Dermatología, a cargo de la Dra. Teresa González Baschiera.
  • Martes 10: Nutricionista, a cargo de la Lic. Cecilia Bercovich y Puericultora, a cargo de Gabriela Eylenstein, especialista en Lactancia.
  • Jueves 19: Ginecología, a cargo del Dr. Gustavo Melo.
  • Martes 24: Psicología y Testimonio de Paciente, a cargo de la Lic. Sandra Campaña y paciente del Hospital Irurzun.

 

Vale señalar que, mientras tanto y en octubre, se siguen organizando acciones de este tipo en cada Centro de Atención Primaria de la Salud, para llegar a la máxima cantidad de vecinos posible.

Los objetivos principales de este ciclo son el de difundir las actividades que se realizan en el hospital con referencia a la temática y concientizar a la población sobre la importancia de realizar controles para la detección precoz de patologías mamarias.

El cáncer de mama es el cáncer más frecuente en la mujer, llegándose a diagnosticar por año cerca de un millón de casos en el mundo, y el resultado del crecimiento sin control de células anormales en las glándulas mamarias, formando un tumor maligno que comienza siendo muy pequeño pero que puede llegar a duplicar su tamaño cada 90 días.

Existen formas efectivas de detectarlo y tratarlo a tiempo. El autoexamen de mama, la mamografía y la consulta periódica al médico especialista pueden salvar vidas. Los chequeos no evitan la aparición del cáncer pero disminuyen las probabilidades de consecuencias graves para la salud.

Se adjunta afiche