COMPARTIR

La Municipalidad se enfoca nuevamente en concientizar en la utilización del recurso, al tiempo que Obras Públicas trabaja a diario para que funcionen los 14 pozos de abastecimiento.

Desde la gestión municipal encabezada por el intendente Arturo Rojas, vuelve a hacerse hincapié en el uso racional del agua potable. En simultáneo a ello, la Secretaría de Planeamiento y Obras Públicas sigue trabajando en pos de mejorar los pozos de agua de la ciudad, y si bien quedan algunos puntos por cubrir, lo cierto es que el servicio empieza a ver mejoras en estos primeros meses.

Respecto a la concientización sobre el uso racional del agua, se refirió el secretario de Planeamiento y Obras Públicas, Ricardo Carrera, al expresar que “se trata de intensificar lo que se hacía antes”, es decir, “volver a insistir en que el agua es un recurso no renovable y que nos cuesta mucho a los necochenses mantener el servicio”.

Manifestó además que “tenemos muchos pozos y un consumo muy elevado, por ello tenemos que pensar cuando abrimos la canilla de usar lo que se necesite y cerrarla, tanto sea para higiene personal o demás tareas de consumo. Debemos ser todos un poco custodios de este recurso”.

Por ende, anticipó que “trataremos de hacer las campañas por todos los medios posibles, incluso, hacernos valer de las escuelas cuando inicie el período escolar”, para concluir que “tenemos que asumir todos la responsabilidad social, porque detrás de esto no sólo está el costo económico, sino la vida de las personas”.

En tanto, y referido estrictamente a la funcionalidad del servicio en la ciudad, el responsable de Infraestructura, Marcelo Gómez, valoró que “el último fin de semana fue una prueba de fuego porque hubo dos días de calor y con mucha gente y mucho consumo de agua, pero estuvimos bien con la presión, incluso en los horarios pico alrededor de las 20 o 21, y no hubo reclamos de faltante”.

Añadió el funcionario que “sí hubo inconvenientes por los cortes de luz en la ciudad, y tuvimos que salir de recorrida para poner en marcha los pozos”. Respecto de los mismos, de los 14 que cuenta la ciudad se han puesto en funcionamiento la mayoría, a excepción de unos pocos.

Al respecto, Gómez apuntó que “en 42 y 91 estamos a la espera de que nos llegue una bomba para colocar. En cuanto al pozo de 47 y 58, está hecha la perforación y la parte eléctrica, y sólo resta hacer el cruce de calle, mientras que en Quequén nos está faltando el pozo Nº 39, que fue vandalizado hace bastante, pero ya tenemos la bomba y la perforación y estamos preparando el tablero para en los próximos días dedicarnos a ponerlo en funcionamiento”.

Asimismo, señaló que la comunicación directa con vecinos por reclamos domiciliarios funciona a través del 147. “A la noche nos pasan el reporte diario y nosotros se lo comunicamos a la cuadrilla que anda de recorrida en la calle”, informó.

Se adjunta VIDEO, AUDIO, FOTO1, FOTO2