COMPARTIR

“No todo lo que tiramos es basura y a pesar de que no tenemos una recolección puerta a puerta, el vecino puede encontrar circuitos a través de los cuales valorizar estos residuos”, expresó Belén Benavídez de Gestión Ambiental, en la jornada realizada en el Parque Miguel Lillo.

En uno de los escenarios naturales por excelencia de la ciudad, como es el Parque Miguel Lillo, se desarrollaron las Eco Jornadas, una iniciativa de la Dirección de Gestión Ambiental del municipio, a cargo de la Secretaría de Obras Públicas, en conjunto con el Organismo Provincial para El Desarrollo Sostenible (OPDS).

La idea estuvo orientada tanto a niños como a personas grandes y quien está al frente de Gestión Ambiental, Belén Benavídez, explicó el fin de la actividad: “Desde su parte de educación ambiental, el organismo (OPDS) plantea este tipo de jornadas con eco canje y actividades lúdicas para los chicos, con el objetivo de poder concientizar sobre sus residuos”.

“Para los chicos ofrecemos distintos juegos, pero también hay una parte destinada para los grandes, quienes pueden traer sus residuos que son reciclables y se llevan un obsequio a cambio”, manifestó  respecto del canje.

Añadió a ello que “fundamentalmente se busca que entiendan que no todo lo que tiramos es basura y que a pesar que no tenemos una recolección puerta a puerta de residuos reciclables, el vecino puede encontrar circuitos a través de los cuales valorizar sus residuos”.

En tal sentido, la funcionaria enumeró ejemplos como “el trabajo de la Asociación Civil Todo Para Ellos, o lo que estamos haciendo con el aceite vegetal usado (AVU) y las campañas de recolección de residuos tecnológicos. Es decir, encontrar otras vías donde destinar responsablemente los residuos”.

Se adjunta VIDEO, AUDIO y FOTO